Santander Small Caps: mejor fondo español en una coyuntura alcista

Los small caps nos vuelven a demostrar su fuerza en los mercados alcistas de largo plazo

El año 2017 no fue tan malo en la bolsa después de todos los problemas de Cataluña. Al final tuvimos un año bastante positivo, con ganancias de más del 12% de rentabilidad, gracias al principio de año.

A pesar del mercado bajista del 2016, el ciclo alcista actual comenzó en el 2012, después de tocar fondo en 6.000 puntos.

Desde ahí hemos tenido un mercado relativamente positivo en el IBEX 35.

En un clima así, al final ha ocurrido lo que suele ocurrir en los mercados alcistas de carácter largo: que las acciones de pequeña capitalización son las que mejor se comportan en dicho escenario.

Es decir, si queremos ganar más dinero cuando las cosas van bien deberíamos invertir en pequeñas empresas e incluso en algún chicharro. Otra cosa es cuando tenemos un mercado bajista.

Sobre este tema escribí hace un par de años cuando en el artículo de la debacle de las small caps pudimos ver como en el mercado bajista que tuvo lugar desde el 2008, las mismas sufrieron de gran manera con respecto a sus primas big caps del IBEX 35. La diferencia fue tan grande que se comió con sobras las ganancias obtenidas en el gran mercado alcista previo.

Otro detalle curioso fue el hecho de que en el otro artículo que escribí esos días sobre el tema: “empresas de baja capitalización dando señales de mercado bajista”, al final tuvimos como la predicción se cumplió para el IBEX 35, ya que a partir de julio del 2015 tuvimos una caída del 30%, pero no ocurrió lo mismo con el Nasdaq y Wall Street los que continuaron en su aparente eterno mercado alcista. Por aquella época las Google, Amazon y Apple estaban rompiendo máximos y han continuado así durante los siguientes años. Impresionante, sin duda.

Pero bueno, volviendo al tema de las acciones de pequeña capitalización, volvemos a tener un ejemplo de cómo el sector se comporta de manera estupenda cuando el ciclo se pone positivo.

Sobre esto escribieron un artículo en 5dias el otro día, en el cuál pudimos ver que uno de los mejores fondos del año 2017 en bolsa española fue el Small Caps del Santander, con una rentabilidad de más del 25%.

Santander small caps 2017
IBEX small caps en rojo

small caps comprar 2018

En el artículo nos comentaron sobre los algunos de los mejores fondos del año, entre los cuales el mencionado y también: Gesconsult Renta Variable, Alpha Plus Iberico de Acciones y Azvalor Iberia.

Los dos últimos son bastante novedosos, llevando en el mercado unos pocos años, por lo que no hay mucho que hablar sobre los mismos. Solo puedo desearles suerte en el futuro.

Son los dos primeros los interesantes, porque tocan el tema de las Small Caps y su capacidad para batir al mercado en los grandes movimientos alcistas, cosa que ocurrió en los años alcistas del 2003 al 2007, y nuevamente del 2012 a día de hoy, de momento.

Empresas Small Caps triunfando en 2017

El Santander Small Caps es un fondo típico de empresas de pequeña capitalización, pero a decir verdad, tenemos aquí un caso de éxito desde el 2008, ya que renta por encima del IBEX 35 de manera notable, y al contrario que otras carteras de pequeña capitalización, supo sortear con creces los grandes temporales del 2008.

En este caso tengo que dar la enhorabuena.

No obstante, hay un pequeño detalle que no me gusta mucho.

Dicho fondo está compuesto de muchas empresas inmobiliarias, de consumo e industriales, las cuales han tenido un comportamiento aceptable en la última década. Esto es difícil que continue en la siguiente, al menos con respecto a valores de otros sectores. Pero lo que realmente no me gusta demasiado es el hecho d que este ejercicio se han captado 352 millones de euros, doblando el patrimonio del fondo.

Doblar el patrimonio del fondo en solo un año suena muy bien, y en cierto modo es una buena noticia.

Sin embargo, el problema es que esta suele ser una mala señal, en no pocas ocasiones.

Esto viene a ser la “enfermedad del inversor”, que solo invierte en los valores después de que se están comportando muy bien por mucho tiempo, lo cual es lógico, por cierto.

Lo típico es invertir cuando las cosas van muy bien

En la bolsa, no obstante, ocurre que los valores de sectores que se han comportado bien en los últimos 5 o 10 años, tarde o temprano se enfrentan a una racha bastante negativa.

Esas rachas negativas suelen coincidir cuando la gente empieza a poner más dinero en dichas estrategias.

La cosa es así: vemos que el fondo lleva ganando un 10% anual durante 7 años, y que el último año incluso ganó más, con más de un 20%, por lo que nos vemos animados a invertir en una estrategia que parece muy ganadora.

Vale, esto puede seguir así un tiempo, pero también es probable que el sector tenga una corrección importante, especialmente después de los años “monstruo”, como el del 2017. En esas ocasiones, los inversores que compraron un fondo que se revalorizó un 25% en un año, huyen despavoridos cuando el mismo tiene una corrección del 30%, unos meses más tarde.

Con esto no quiero decir que eso vaya a ocurrir. Es más, el IBEX puede bien continuar en su senda alcista a largo plazo y subir hasta los 15.000 puntos.

Solo quiero decir que lo que ocurre es que en muchas ocasiones, las mayores inversiones por parte de particulares vienen cuando el mercado ya está un poco “caliente”, y siempre hay que tener cuidado, y al menos el coraje para aguantar un pequeño o no tan pequeño chaparrón, que vendrá tarde o temprano.

Es decir, hubiera sido bueno invertir en estos valores hace 5 años. Hoy en día la cosa no está tan clara.

El otro valor de éxito en este año fue el Gesconsult Renta Variable, con una rentabilidad de más del 19% en el año pasado, y que también invierte en pequeñas empresas, con participación significativa en Europac y Miquel y Costas.

No obsante, este fondo también tiene posiciones en empresa grandes, por lo que podríamos decir que es un fondo mixto de small y big caps.

Bueno, este fondo también es un buen ejemplo de inversión acertad en empresas de pequeña capitalización en una coyuntura alcista, aunque en este caso hay que contar con que cuenta con otros colosos que frenan los malos momentos de las caídas.

Es el Small Cap del Santander el que tiene más mérito aquí.

Es un fondo al que hay que reconocerle el buen hacer, pero todavía estamos hablando de una década. Al final los fondos han de medir su rentabilidad luego de varias décadas. Está por ver si dicho fondo mantendrá un ritmo tan bueno durante los próximos 10 años.

¿Logrará batir al IBEX 35 de nuevo?

¿Quién sabe? Puede que dentro de 10 años siga por aquí y vuelva a publicar algo sobre el asunto.

ES_Crypto_Copyfund_jpg
Opt In Image
Suscríbete a Buentrading.com
Recibe gratis en tu correo el ebook: Guía de trading

Además recibe las últimas novedades y contenido exclusivo, gratis y sin spam.

Deja un comentario