¿Qué apalancamiento usar en Forex, acciones, CFDs y futuros?

trading apalancamiento

¿Cómo funciona el apalancamiento en trading?

Sin duda estamos ante uno de los conceptos más importantes de este mundillo.

De hecho, creo que es una de las claves para poder llegar a ser un trader exitoso.

Puede que pienses que por ser un concepto sencillo no hace falta ponerle mucho estudio. Que todo tiene su lógica.

Permíteme que de diga que lo más probable es que te equivoques.

Ese es el camino de todos los traders novatos, independientemente de su inteligencia.

Que tengas un IQ de 120 no evitará que te estampes contra la pared en el mundo del trading.

La inteligencia ayuda pero la experiencia en el trading no viene dada.

Hay que adquirirla.

Esa experiencia de trading nos enseña también a escoger el mejor apalancamiento para cada momento, estrategia o mercado.

Haz click aquí y abre una cuenta gratuita con el broker más popular para operar CFDs de acciones

El 76.4% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero

“No hay dos apalancamientos iguales”.

¿Qué es el apalancamiento en Bolsa?

Lo primero vamos con una definición rápida del apalancamiento.

Este término hace referencia al poder de compra que nos permite el broker para una cantidad de dinero determinada que tengamos en la cuenta.

Este poder de compra hace que el dinero en nuestro balance nos permita comprar mayores cantidades del activo a negociar.

Por ejemplo, un apalancamiento de 10 a 1 significa que si tenemos un poder de compra 10 veces superior a nuestro balance. Si tenemos 1.000 dólares el broker nos permitirá negociar un total de 10.000 dólares del activo elegido.

¿Estupendo no?

Si el activo sube un 10% podemos ganar un 100% sobre los 1.000 dólares.

Así es como muchos piensan que se pueden hacer ricos con el trading en poco tiempo.

Lógico, después de todo.

Pero piensa también que así como el mercado sube un 10% también puede bajar ese mismo importe y quedarte a cero.

Es más, mira lo peligroso que es esto.

Imagina que tienes los 1.000 dólares y juegas con ese apalancamiento de 10:1.

Lo usas comprando el SP&500.

Si el índice sube un 10% habremos ganado un 100% y nuestra cuenta está en los 2.000 dólares. Esto lo hago redondeando sin tener en cuenta comisiones u otros gastos para simplificar. Gastos que para una operación de pocos días tampoco serían significativos de cualquier modo.

Aviso de riesgo:los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de que se pueda perder el capital rápidamente debido al apalancamiento. Entre el 74 y el 89% de los inversores de cuentas minoristas pierden dinero cuando negocian con CFDs.

Cuando tienes los 2.000 dólares vuelves a apostar a que el mercado volverá a subir otro 10% con un apalancamiento de 10:1.

Sin embargo, en esta ocasión el mercado baja un 10% y pierdes el 100% de la tu cuenta.

Es decir, te vas a cero.

¿Ves lo peligroso que resulta el apalancamiento?

Pasas de la euforia de haber doblado la cuenta en unos días o semanas a perderlo todo también en cuestión de días.

Como dije: un arma de doble filo.

En las manos de gente sin experiencia adecuada (el 100% de los traders con menos de dos o tres años de experiencia) es una bomba de relojería.

Tarde o temprano todas esas cuentas que se pongan a jugar de manera alegre con mucho apalancamiento acaban por besar la lona.

Con este pequeño ejemplo ya hemos visto como funciona el apalancamiento.

No tiene ciencia.

Lo mismo que para un apalancamiento de 10:1 puede ser para uno de 50:1 o de 100:1.

La diferencia es que cuanto mayor es el apalancamiento más rápido ganaremos o perderemos el dinero.

El margen en el trading

Otra manera de referirse al apalancamiento es con el término margen.

Este término es más popular en los Estados Unidos, donde se usa mucho para las cuentas de trading de acciones y futuros.

En realidad se trata de lo mismo pero definido de otra manera.

El margen hace referencia a la cantidad de dinero que tenemos que tener en la cuenta para negociar un instrumento.

En el caso de los futuros es normal ver que los brokers americanos hablan de un margen determinado para poder hacer day trading en el futuro del S&P500; por ejemplo 500 USD o una cifra similar.

Para el que conoce ese instrumento ese margen equivale fácilmente a un apalancamiento de 300:1, suponiendo un S&P500 en 3.000 puntos (el futuro valorado en 150.000 dólares).

Invierte en Bolsa, criptomonedas y Forex con el broker líder en Latinoamérica

Aviso de riesgo: los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de que se pueda perder el capital rápidamente debido al apalancamiento. Entre el 74 y el 89% de los inversores de cuentas minoristas pierden dinero cuando negocian con CFDs.

Ese es un apalancamiento muy grande.

Con ese tipo de margen o apalancamiento los traders piensan que están consiguiendo una gran ventaja o “ganga”.

Piensan que con un depósito pequeño pueden estar ganando mucho dinero en pocos días.

Ese es, y siempre ha sido, el gran reclamo de la industria del day trading.

Directos al matadero.

En definitiva, ya sea margen o apalancamiento lo importante es que sepas cuánto dinero estás moviendo cada vez que estás operando cualquier mercado.

A pesar de la “cultura popular” del trading, ya te digo que no te conviene usar mucho apalancamiento.

¿Qué apalancamiento usar?

Ahora vamos a ver los diferentes apalancamientos que podemos usar en los variados mercados que hay.

No todos los mercados son iguales y no todos requieren del mismo apalancamiento.

Lo mismo ocurre con todos los estilos de operativa.

No es lo mismo un day trader que cierra sus operaciones en minutos u horas que un swing trader que las cierra en varios días o semanas.

El extremo del day trading sería la inversión a largo plazo. En esta el apalancamiento a usar debería ser cero. Es decir, para invertir a largo plazo no debemos usar apalancamiento.

El problema de usar apalancamiento para las inversiones a largo plazo se vuelve muy complicado de manejar.

Hay quienes intentan aplicarlo pero siempre se encuentran con la barrera del riesgo y de la necesidad de cortar las pérdidas más pronto que tarde. Esto hace que incluso usando un apalancamiento de 2:1 no sea recomendable para intentar invertir.

Con un apalancamiento de 2:1 solo hace falta un mercado bajista del 50% (como el del 2008) para perder el 100% de la cuenta. Esto es algo que no podemos permitirnos.

¿Qué apalancamiento usar en el swing trading?

En este tipo de trading ya podemos empezar a usar algún tipo de apalancamiento.

Aquí hay que tener en cuenta que muchos de los mercados cierran por la noche y que nunca vamos a poder arriesgar mucho en esos momentos.

Simplemente imagina una situación en la que el mercado se mueve muy fuerte en la noche y estamos apalancados 10 o 20 a 1.

Si el mercado sufre un flash crash, al día siguiente podemos tener toda la cuenta destruida, e incluso acabar debiendo dinero.

Por eso no es recomendable dejar posiciones muy grandes abiertas por la noche.

Y por eso no es recomendable usar mucho apalancamiento en el swing trading o trading a medio plazo, como quiera que lo llames.

¿El apalancamiento a usar?

Pues depende del instrumento.

En unos podremos usar más y en otros menos.

Todo dependerá de la volatilidad y de la diversificación de nuestra cartera de trading.

Si tenemos una cartera muy diversificada podemos usar un apalancamiento más generoso, obviamente.

Por ejemplo, con una cartera de swing trading de 6 activos podremos fácilmente apalancarnos 2 o 3 a 1, dependiendo de las circunstancias.

La volatilidad cuanto mayor, menos apalancamiento vamos a necesitar.

Por eso con activos como criptomonedas o chicharros (penny stocks) de bolsa, casi que no hace falta apalancamiento sino que podemos operarlos a “face value” (valor nominal).

Otros activos como índices, forex o acciones tipo blue chips permiten usar un apalancamiento mayor.

¿Qué apalancamiento usar en el day trading?

day trading de acciones

Aquí entramos en uno de los apartados interesantes de la entrada.

Después de todo el mayor atractivo del apalancamiento resulta de poder usarlo en la actividad de intradia.

Ahí es donde se hace el mayor esfuerzo desde la industria de los brokers porque es ahí donde reside el mayor potencial de ganancias en términos de comisiones.

Se trata nada menos que un tema de “velocidad”.

Si usamos un apalancamiento de 100:1 la velocidad en la que el broker puede recoger comisiones es 10 veces mayor que usando un apalancamiento de 10:1 o 100 veces más que sin usar apalancamiento.

Esto es fácil de ver.

Al contrario que en la inversión a largo plazo o el trading a medio plazo, el day trading permite el uso de la mayor cantidad de apalancamiento posible.

Después de todo el day trading nos permite “protegernos” con el stop loss incluso con movimientos muy pequeños.

Veamos un ejemplo.

Hacemos day trading con el futuro del S&P500.

Tenemos una cuenta de 3.000 dólares y usamos un contrato. Con el precio del índice en 300.000 sería un contrato de 150.000 dólares y por tanto el apalancamiento usado sería de 50:1.

¿No está mal eh?

El tick es de 0,25 puntos y si ponemos un stop loss de 12 ticks equivale a que el mercado se ha movido 3 puntos.

Como cada tick vale 12,5 dólares, tenemos un movimiento en el que perderíamos 150 dólares.

Estos 3 puntos equivalen a un 0,1% del índice.

En este caso el índice se mueve un 0,1% y perdemos o ganamos el 5% de nuestra cuenta.

Como vemos estamos ante un instrumento extremadamente poderoso (y peligroso).

Poner ese stop loss con este tipo de trading es muy fácil. No tenemos que hacer nada más. Lo ponemos y nos podemos ir al gimnasio que las órdenes automáticas se ocuparán de todo.

Bien, el problema con este tipo de trading es que al contrario de lo que muchos piensan, es muy, pero que muy difícil ganar en el largo plazo.

Lo contrario te dicen en los cursos y libros de gurúes, que venden que este es el tipo de trading más recomendado porque tienes “menos riesgo” (limitado por el stop loss) y puedes ganar mucho dinero en unas pocas horas al día.

Estupendo gancho.

Mi experiencia me dice que es mejor que evites este tipo de trading.

Si por alguna razón lo has probado o si lo vas a probar, acuérdate de estas palabras, y verás que no estoy tan equivocado.

Por eso yo siempre recomiendo hacer swing trading o en todo caso inversión a largo plazo.

Ahora vamos a ver el apalancamiento disponible en los diferentes mercados.

Apalancamiento en Forex

El Forex es el mercado donde el apalancamiento es más famoso.

En parte es porque los mercados de futuros son una cosa más de los Estados Unidos y allí, como dije, usan el término margen.

En el resto del mundo el Forex es más popular y por eso siempre ha sido del interés de los traders el poder operar con el máximo apalancamiento posible.

De hecho, durante muchos años una de las mayores preocupaciones de los traders fue el encontrar el broker con el mayor apalancamiento posible.

No era, ni es todavía, encontrar brokers con apalancamiento de 500 o 1.000:1.

La cosa cambió mucho en Europa con la introducción de la normativa de la ESMA que prohibió el uso de un apalancamiento mayor de 30:1 para los pares mayores del Forex y de 20:1 para los menores.

Esto no afectó a los traders del resto del mundo, como Latinoamérica o Asia, donde todavía pueden usar apalancamientos sin restricción, aunque no sé por cuánto tiempo.

Lo normal era que los traders intentaran usar el mayor apalancamiento posible tanto en el day trading, sobre todo con las estrategias de trading automático.

Vamos a ver cómo sería el usar un apalancamiento de 400:1 en el intradia de Forex.

Suponiendo que tenemos el par EURUSD y negociamos un lote de 100.000 unidades, lo podríamos operar con solo 250 euros en la cuenta.

Si el EURUSD se mueve solo 7 pipos, podríamos ganar o perder 70 USD, que a un tipo de cambio de 1,10, serían unos 63 euros.

Eso sería un 25% de la cuenta para un movimiento de solo el 0,06% del activo.

Esto es mucho como deberías saber si tienes nociones de gestión del capital en el trading.

Todo lo que sea más de un 2% de riesgo para la cuenta es meterse en un terreno muy peligroso. Imagina jugarte el 25% de la cuenta con cada operación.

Entonces con esto vemos que tanto apalancamiento no es demasiado recomendable.

Podríamos bajar el apalancamiento 10 veces, hasta 40:1 y la cosa ya quedaría mucho mejor, arriesgando un 2,5% de la cuenta para ese movimiento de 7 pips.

Ahí ya estaríamos en una operación mucho más sensata.

Sin embargo, sería incluso mejor bajarlo aún más, a algo como el 1% de la cuenta o incluso menos.

No te preocupes. Usar un apalancamiento de 15 o 20:1 sigue siendo algo muy poderoso en el trading.

Desde luego, no hay necesidad de usar mucho más.

A no ser que quieras “alimentar” la cuenta del broker más rápidamente.

En el swing trading, con órdenes de stop más holgadas, el apalancamiento ha de ser obviamente menor.

En ese caso con un 5 o 10 a 1 es más que suficiente.

¿Qué apalancamiento usar en Forex?

Pues como acabamos de ver dependerá de cómo y qué operemos.

Apalancamiento en futuros

En futuros la situación es similar a la del Forex.

El gran atractivo de la industria vino del famoso day trading de los índices de futuros y otros mercados, como el SP&500, DAX30, Bund alemán, bonos americanos, y otros más.

Se formó una industria muy poderosa alrededor de ellos.

¿El problema de estos futuros?

Pues lo que siempre he dicho.

Que son contratos muy grandes.

Con este tipo de contratos no se puede aplicar estrategias adecuadas de gestión de capital a menos que tengas mucho dinero, lo que no creo que sea el caso de la mayoría de los que se meten en este tema.

La cosa ha mejorado bastante con la introducción de los contratos micro y mini en muchos de los mercados más conocidos, pero aún así estamos ante contratos más grandes de los que podemos encontrar en CFDs o Forex.

Créeme. No es lo mismo negociar un contrato de 1.000 dólares de nominal que uno de 20.000.

Es ahí donde los CFDs o el Forex ganan.

Con estos podemos aprender sin ser destruidos en poco tiempo.

Y es que al final el tema principal se trata de aprender.

La mejor manera de aprender es operando contratos pequeños y eso es algo que los futuros no proporcionan.

¿La solución?

Operar contratos pequeños o negociar en modo virtual durante el tiempo suficiente para haber dominado a los mercados.

Al contrario que con los CFDs y el Forex en Europa, con los futuros no hay límites de apalancamiento con lo que esta industria ha sido beneficiada con respecto a la anterior con la nueva normativa.

En este caso no hay ningún problema para negociar con apalancamiento de 100 o 200:1 en intradia con los grandes futuros del mercado americano o europeo.

De nuevo, vuelvo a repetir: no te dejes llevar por la tentación de ganar dinero fácil.

En el trading no regalan nada y usar ese tipo de apalancamiento no es la mejor idea para que aprendas a hacer trading.

Al igual que lo que comenté en el Forex al final nos puede bastar fácilmente con un apalancamiento de 10 o 15:1.

Es más, si hacemos swing trading en vez de day trading nos bastará con mucho menos. Dependiendo del activo vamos bien con 3 o 5:1.

No hace falta mucho más.

De verdad.

Tampoco esperes ganar un 200% todos los años.

Los que te digan eso te están vendiendo humo.

Apalancamiento en acciones

Las acciones no es el mercado donde se usa más apalancamiento pues la mayoría de la operativa con las mismas es a largo o medio plazo.

Son pocos los que hacen intradia con las acciones, para cuyo caso se pueden encontrar brokers de acciones que pueden dar un apalancamiento de 2 hasta 4 a 1.

Sin embargo, tampoco es algo que recomiende.

Sin duda no es el instrumento más adecuado para que el trader minorista se ponga a hacer day trading.

Tampoco vale para los CFDs de acciones los cuáles permiten un margen del 20%; equivalente a un apalancamiento de 5:1.

Con las acciones sí que es interesante el considerar hacer trading con margen para estrategias de swing trading.

En este caso tampoco se trata de buscar demasiado poder de compra.

Hay que recordar que las acciones son instrumentos bastante volátiles; normalmente más que los índices bursátiles.

Es más, cuando se opera en acciones de pequeña capitalización es casi mejor no usar apalancamiento alguno o como mucho 1,5 o 2:1. No sabes los sustos que te pueden dar algunas de estas.

Con las acciones de alta capitalización la cosa cambia pues estamos ante activos más líquidos. Sin embargo, esto no evita que nos den sustos de vez en cuando. Y si no recuerda episodios como el de Facebook el 26 de julio del 2018, que abrió con casi un 20% de diferencia entre cierre y apertura. Aquel apalancado 5:1 la noche anterior perdió toda la cuenta.

Este último caso además nos recuerda la importancia de otro punto que comenté antes: la diversificación.

Si en vez de una acción operamos 10, entonces ya es más difícil verse afectados por gaps de bolsa de este tipo.

De cualquier modo, en general no es recomendable usar un apalancamiento mucho mayor de 2:1 con acciones; ni siquiera cuando son blue chips.

Solo operadores con mucha experiencia deben aventurarse con cifras del 2,5:1 o más, y aún así hay que ir con mucho cuidado.

Puede parecer poco pero en realidad, es un apalancamiento muy grande para unos instrumentos que se mueven de manera tan violenta.

Además, por cuestiones de costes y demás (spread y comisiones), no resulta atractivo usar stops demasiado ajustados, con lo que también reducimos la capacidad de usar más apalancamiento por el problema de la gestión del riesgo.

Apalancamiento en CFDs

Cómo funcionan los brokers market makers de CFDs

El caso de los CFDs ya lo comenté en los apartados anteriores.

Básicamente con los mismos vamos a tener los límites de la ESMA en Europa (donde están los mayores brokers de CFDs del mundo):

  • Forex: de 20 a 30 a 1
  • Índices bursátiles: 20 a 1
  • Oro: 20 a 1
  • Materias primas: 10 a 1
  • Acciones: 5 a 1
  • Criptomonedas: 2 a 1

Como vemos, creo que no se han quedado muy lejos de lo que son apalancamientos adecuados para los diferentes instrumentos.

A pesar de que pueda parecer poco comparado a lo que había antes, sigue siendo más que suficiente para seguir operando con el gran poder de compra que da el margen.

Apalancamiento para cuentas pequeñas

Este es un asunto importante en este asunto del apalancamiento.

Como comenté en el tema de los futuros, no nos conviene usar cuentas grandes para aprender a hacer trading ni tampoco usar cuentas muy pequeñas con un apalancamiento de 200:1.

Ambos casos no son muy recomendables.

Lo que conviene más es usar cuentas pequeñas y poco apalancamiento.

Esto no lo digo por el profesional o el trader maduro y experimentado de muchos años.

Lo digo por la gran mayoría de los que quieren meterse a aprender cómo funciona este mundo del trading.

La realidad es mucho más dura de lo que te dicen a primera vista.

El trading es una actividad extremadamente complicada y en la que no te van a regalar nada.

La inmensa mayoría de las cuentas, sobre todo en intradia, acaban irremediablemente arruinadas.

Por eso, usar cuentas grandes de muchos miles de dólares o euros es una mala idea, sobre todo cuando apenas hemos hecho trading antes.

Lo más seguro es que esa estrategia que nos parece tan buena acabe por ser un fracaso en la práctica.

El fracaso en el trading a veces significa perder casi o toda la cuenta.

Imagina perder los ahorros de varios años de esta manera.

Mejor si guardamos esos ahorros y dedicamos una parte muy pequeña a intentar aprender a hacer trading con cuentas pequeñas.

Solo después de muchos años y de estar totalmente seguro de que dominamos el mercado entonces ya sería hora de ponerse más serio y meterse con cuentas más grandes.

Las prisas nunca son buenas consejeras.

No tengas prisa por ser el mejor trader del mundo.

Comienza con poco apalancamiento e incluso no te sientas mal si haces trading sin apalancamiento.

Tu bolsillo te lo agradecerá, créeme.

Saludos y buen trading.

Deja un comentario