Funcionarios, salarios y el fin de la crisis

En España no hace falta acudir a datos estadísticos en el INE o cualquier sitio similar para saber que en el sector público se cobra mucho más que en el sector privado en trabajos similares.

Unos dicen que es el 40% más, otros el 60%. Que si la Administración Local es la que más cobra que si es esta que si es la otra. Que si recortes por aquí que si recortes por allá, etcétera.

En realidad, el Estado gasta hoy más de un 6% en salarios públicos que en 2007.

¿Pero no se supone que no se convocan plazas de funcionarios desde hace 10 años y además hay congelación salarial?

¿Entonces, cómo habría crecido el gasto en salarios públicos de no haber habido congelación en la OEP o en los salarios?

¿Habría crecido un 5% al año, un 8?

¿Alcanzará el gasto en empleados públicos el 100% del PIB español algún día?

Evidentemente, no ha habido recorte del gasto público, siendo todo una visión, una farsa que se ha establecido en el colectivo social, según el cual hemos vivido unos recortes terribles en lo público.

Por “recortes” la gente se refiere a que el gasto del Estado solo ha crecido un 1% al año los últimos 5 años.

Todo lo que no sea crecer un 6% anual en el gasto público es “recorte”.

En realidad no hace falta irse a nada de esto para saber cómo es la cosa en este país de corrupción por doquier. Simplemente basta con ver a nuestro alrededor.

En el ayuntamiento de mi localidad, los trabajadores de nivel básico (el que antes llamaban grupo d) andan cobrando 1.400 € por 16 pagas (1), lo que en realidad vienen siendo unos 1.600 € (netos) por doces meses. Y eso alguien que acaba de empezar. Uno que lleve 30 años, con los trienios y alguna que otra cosa andará cobrando los 2.000 (recuerden, sumando las 14 pagas).

En esta misma localidad, una buena cantidad de empleados privados (los que tienen la suerte de tener trabajo) lo hacen en sectores de hostelería y tiendas.

En esos casos, esos trabajadores cobran 800, otros 900, otros 1.000 y otros 1.200, pero básicamente digamos que la cosa se queda en 1.000 (siendo muy generosos).

Un administrativo (o auxiliar, ya que en la privada eso es lo mismo), cobra unos 1.000 € en la privada (de media).

Además, si contamos a los que no tienen trabajo, entonces la media del sector privado bajaría de manera radical.

Pero aquí lo que voy a comentar es lo de dos trabajos con titulación similar y sin nada del otro mundo. Auxiliares administrativos con la ESO, vamos.

Por un lado tenemos a los del ayuntamiento, cobrando 1.600 por doce pagas y “trabajando” 35 horas.

Por otro lado, tenemos al de la empresa privada cobrando 1.000 por doce pagas y trabajando 40. Más las horas extra de turno que no se las pagarán, por supuesto.

¿Vacaciones, días libres, bajas médicas, seguridad del puesto, etcétra, de un funcionario del ayuntamiento comparado con un auxiliar o un camarero de la privada?

La diferencia en condiciones es como del 1000% superior en los funcionarios. Y si no, intenten coger una baja estando en lo privado y en lo público (2).

Viendo como son las cosas, uno se da cuenta de que el verdadero salario de los funcionarios públicos, el que se paga por hora, y además, con condiciones “extra”, es no del 40 o 60% superior a la privada, sino del 100 o el 200%, en término medio, en “especie” y para puestos similares.

Este debe ser un gap de los mayores que hay en el mundo, y de ahí, una de las enormes causas del desempleo masivo que hay en el país.

España se resume así:

  • Trabajador de ayuntamiento o CCAA cobrando 14 pagas de 1.400.
  • Trabajador de bar cobrando 12 pagas de 1.000.
  • Trabajador en paro a largo plazo cobrando cero.

La solución según la mayoría de los funcionarios pasaría por aumentar el empleo de calidad, luchar contra el fraude fiscal, hacer pagar más a las empresas, etcétera.

O sea, más socialismo.

La solución según la mayoría de trabajadores privados o parados sería convertirse en funcionarios, que es lo que quiere casi todo el mundo en este país, después de todo.

¿Así cómo se va a salir de la crisis?

Así, evidentemente, nunca se va a salir de la crisis, sino que vamos a profundizar en la misma, cada vez más, hasta que veamos las locuras finales del sueño socialista: controles de capitales y de cambio, inspecciones y regulaciones masivas, nacionalizaciones y, finalmente, controles de precios.

Abre una cuenta de práctica sin riesgo con el mejor broker de Forex en el mercado hispanohablante

El 83% de los clientes pierden dinero cuando hacen trading con este proveedor. Los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de perder rápidamente el dinero debido al apalancamiento. Debe considerar si comprende los CFDs y si puede permitirse el alto riesgo de perder su dinero

  1. Aunque si preguntas a alguno te dirá que cobra 1.400, cuando en realidad son más bien 1.600 al sumar las dos pagas extras. En muchas empresas privadas no se vive con el lujo de las extras. No todo el mundo trabaja en multinacionales o el Estado.
  2. Conozco varios funcionarios con bajas largas por “ansiedad”. Alguna de ellas de muchos años, otras de meses y otras en plan, “estoy medio año de baja”. Porque tengo “ansiedad”. Algo muy difícil de probar en contrario, por supuesto.