La falacia del day trading en índices de futuros

Uno de los sectores de trading a corto plazo con más tirón de las últimas décadas, y quizá, el más profesional de los mismos, con excepción de las acciones, es el de futuros.

Al igual que en el day trading de todos los sectores, hay una maquinaria gigantesca intentando vender la noción de que el day trading de futuros es la forma más eficiente de vivir del trading, y no pocos caen en dicha mentira.

Intradía índices

Puede ser que alguno pueda hacer un beneficio más o menos aceptable haciendo day trading de futuros, pero estos serán muy pocos, y, desde luego, no es la forma más eficiente de hacer trading o inversión, sino, muy al contrario, una de las peores, solo siendo superada, en mi opinión, por las opciones binarias de corto plazo.

Esto último que acabo de decir puede sonar raro, porque evidentemente hay mercados menos transparentes y “eficientes” que los grandes mercados centralizados de futuros del mundo.

Por ejemplo, los mercados de CFDs y forex.

No cabe duda de que un trader profesional, o un gran gestor de fondos, o un hedge fund mánager va a usar futuros mucho antes que CFDs o forex en la versión minorista – otra cosa es el forex interbancario.

Ahora, la absurda idea de que asistiendo a un curso especializado en day trading de futuros (en España hay unos cuantos), y que abriendo una cuenta con 5.000 $ nos bastará para vivir del trading en unos pocos meses operando un contrato, normalmente el ES (SP500) valorado en 105.000 $ aproximadamente (a 20/02/2014), es ridícula.

La primera regla fundamental del trading o la inversión que se rompe de manera fundamental con esto es la de la gestión del capital.

Te hacen creer que puedes operar ese futuro fácilmente con 5 o 10.000 € o $, ya que como es intradía, solo hay que poner 500 $ de margen, y, claro, podemos incluso operar 10 contratos.

Pero claro, si un punto del ES son 50 $, ¿cuál va a ser nuestro stop loss?

Pongamos que los señores estos lo ponen en 12 ticks (1), o sea tres puntos (un punto son cuatro ticks en el ES). Eso son 150$.

Si usamos un contrato con 12 ticks de stop loss ya estaremos comprometiendo el 3% de una cuenta de 5.000 $.

Si perdemos unas cuantas veces seguidas, eso bien puede subir al 4%.

Eso no es gestión del riesgo ni es nada sino avocar a la mayoría de participantes a que si, desgraciadamente, tienen un drawdown del 50% (y la mayoría lo tendrán, por no decir que terminarán siendo masacrados), ya estarán apostando el 6% de su cuenta en cada trade.

Esto viene totalmente relacionado con el tamaño de posición óptimo en el trading.

Trading intradía índices

Nunca deberíamos meternos en activos en los que solo manejamos un contrato del mismo, debido a que es grande. Esto será un impedimento morrocotudo tanto a la hora de que tengamos que aumentar la operación (pasar de uno a dos contratos), o cuando tengamos que reducirla (pasar de dos a uno o de uno a, ¿cero?).

Una operativa profesional no debería realizarse con menos de cinco o diez contratos de un activo, o con una cifra con la que el trader tenga controlada totalmente la gestión del riesgo.

Así, si operamos, por ejemplo, siete contratos, cuando nuestra cuenta haya aumentado un tanto por ciento, podremos aumentar un contrato, y al revés cuando haya disminuido.

Así que, de entrada, proponer hacer day trading con cuentas de ese tipo, que por cierto es algo comúnmente aceptado por la mayoría de brokers americanos del sector (los elegidos normalmente para esta actividad), es algo no muy responsable.

Pero aquí lo que mandan son las emociones.

La gente quiere emociones, y algunos se las proveen, en el sempiterno marketing “vende-humo” tan antiguo como la historia humana.

La gran mayoría de estos formadores del day trading de futuros no son más que fraudes como la copa de un pino, que llevan a cabo una “formación” sobre algo que, desde luego, no dominan, o al menos no como hacen creer a sus ilusos alumnos.

En este sentido, los traders minoristas deberían saber que, independientemente de si son futuros, CFDs, forex, acciones, o lo que sea, van a perder haciendo day trading.

Así que, lo mejor es que al menos intenten perder lo menos posible.

El gran nominal del tamaño de los mercados de futuros

Si queremos hacer day trading en el DAX, un contrato con valor nominal de más de 250.000 €, no es buena idea intentarlo con una cuenta de 10.000, pues vamos a ser descuartizados en breve tiempo con casi toda seguridad.

A la mínima de cambio estarnos con la mitad de la cuenta y jugándonos el 8% en la siguiente apuesta.

Sin embargo, hay buenos CFDs del DAX, que nos ofrecen 3 puntos de spread, que aunque no sean los 0,5 o 1 del futuro, sí que son suficientes para alguien que quiera operar con un objetivo de stop y beneficio aceptable (2), pueda hacerlo. Y eso significa, no hacer “scalping” o trading muy frecuente.

Un CFD del DAX son 11.000 € de nominal y, aquí sí, una cuenta de tres o cuatro mil euros, puede llevar a cabo una gestión del riesgo aceptable operando, por ejemplo 4 o 5 de estos pequeños contratos. Si el trader sabe lo que hace, puede acabar ganando, independientemente de si el contrato tiene un spread de 1 o de 3 ticks.

Evidentemente, el futuro es más barato y mejor, pero menos eficiente por lo ya explicado.

Si el trader disponde de 200.000 €, perfecto, que vaya a por el futuro. Si no, mejor quédate tranquilo e investiga una operativa más acorde con las condiciones más realistas de tu cuenta.

Es más, lo mejor que podría hacer un trader interesado en operar el DAX, SP, o cualquier otro índice a corto plazo, es aumentar un poco su rango temporal, de manera que al final nos quede más un “week trading”, que un day trading.

Estrategia intradía índices

Por supuesto, que ello implicaría mantener una posición ganadora el máximo tiempo posible.

Por ejemplo, si compramos el lunes, y resulta ser una semana alcista, habremos tenido un gran beneficio con una sola operación. Al contrario, operando todos los días, habremos pagado 5 veces más comisiones y coste de spread.

Por no decir, que normalmente, en un mercado alcista, buena parte de esa alza, siempre ocurre “overnight”.

Lo que me lleva a otro punto de este tema. Y, es que resulta, que de haber un mercado idóneo para realizar trading a corto plazo, ese es el de los índices de acciones. Y aquel que sepa ver que los índices de acciones, al menos los americanos, se pasan la mayor parte del tiempo al alza, haría bien en diseñar técnicas de trading alcistas durante la mayor parte del tiempo.

Dejando fuera los días en los que la volatilidad sea demasiado alta, o dejando de operar al alza, por ejemplo, cuando la Media móvil de 100, 150 o 200 días está por encima del precio.

Esas técnicas de trading, se comportarán mejor con la operación ganadora abierta durante varios días, que abriendo y cerrando todos los días.

Así mismo, operar mercados bajistas es mucho más difícil que los alcistas, y en muchos casos, es casi mejor ni operar llegado el caso.

El day trading de futuros, y en particular de índices, debería ser dejado de manos de los profesionales, y de los “high net worth individuals”, los cuales creo que no habrán llegado a “high net worth” precisamente por ese day trading, en cuyo caso les deseo buena suerte si quieren intentarlo.

  1. Algunos scalpers, o gente que sueña con ser scalper más bien (la gran mayoría de ellos) operan con incluso menos ticks como stop loss. Piensan que esa es una manera eficiente de operar, cuando la realidad es que la gran mayoría no son capaces ni siquiera de dejar correr sus beneficios cuando es lo que deberían hacer, y asustados como gallinas, cierran su operación con unos pocos ticks de beneficio. Operar en un contrato o activo buscando pocos ticks, sea el activo que sea, y ya sea para beneficio o pérdida, no es la manera más eficiente de operar, y sí una de las mejores para arruinar tu cuenta en un periodo récord. El coste del spread, literalmente te mata. El spread lo “pagas” dos veces siempre. Cuando entras y cuando sales.
  2. Normalmente no recomiendo a nadie poner un stop con una relación menor de 10 a 1 con respecto al spread. Es decir, si el spread es 3, el stop debería ser como mínimo 30. Y para mejorar aún más, nuestra eficiencia, y disminuir los costes asociados a la operativa frecuente, un beneficio muy superior, de 200, por ejemplo.

Deja un comentario