La vuelta a la prosperidad según Toxo

Ayer se publicó una entrevista a Fernández Toxo (líder de CC OO) en elpais.com, en la cual contó sus reflexiones sobre la economía, política y sociedad española.

Como todo líder izquierdista, Toxo es un firme creyente en que un estado mayor es el camino para una mayor prosperidad económica y social.

La verdad que al hombre no se le ve mala intención, pero las medidas que defiende como positivas son lo contrario que necesitaría España para volver a disfrutar de la prosperidad perdida.

Entre las medidas estrella para, supuestamente, volver a la felicidad, nombra las siguientes:

  1. La aprobación de un tipo de decreto o ley para garantizar que no haya pérdida del poder adquisitivo (sic).
  2. Crítica de la última legislación laboral, la cual ha conseguido una devaluación de los salarios y del mercado de trabajo en general. Por lo tanto, se supone que lo que defiende es una legislación más férrea a la hora de prohibir el despido.
  3. Dice que la crisis no terminó aún, ya que la misma no terminaría hasta que se recupere el nivel de vida anterior.
  4. Como no, defiende la implantación de una renta básica mínima para todo “ciudadano” (1).

Como siempre, una declaración de bellas intenciones, como todo lo que rodean las opiniones de los líderes políticos mundiales, ya sean “izquierdistas” o “derechistas”.

La cuestión fundamental es que la práctica totalidad de esos políticos o líderes sindicales, defienden el estado, las políticas sociales y el estado del bienestar.

El problema es que, una cosa son las declaraciones de intenciones o deseos, y otra es la realidad.

En primer lugar, hay una cosa fundamental, y es que nunca se va a recuperar el nivel de vida anterior, al menos aquí en España.

Siento si a alguien no le gusta lo que lee, pero esa es la realidad.

Para recuperar el camino a la prosperidad anterior deberíamos ser Singapur, Luxemburgo, Australia, es decir, reducir estado, no el camino que prefiere la mayoría de españoles, el cual es más estado, casas “gratis” y renta “universal”.

Podrán dar trabajo a todo el mundo, así como se da “trabajo” a todo el mundo en Cuba, Venezuela o Corea del Norte, pero jamás conseguirán volver a tener una gran calidad de vida, en lo que a la población en general se entiende, claro.

Sin embargo, los líderes de los partidos políticos gobernantes en esos sitios tienen una gran calidad de vida, o, más bien, diría yo, gozan de mucho vicio.

Como siempre, una de las medidas estrellas de cualquier ignorante económico es la prohibición por decreto de que se erosione el poder adquisitivo.

Yo no sé si esta gente es ignorante o miente descaradamente.

En el caso de Toxo, me inclino más bien porque sea un ignorante que cree que es mediante decretos gubernamentales como se crea la riqueza.

Como buen izquierdista es un creyente férreo en el “Control”. A todos los izquierdistas, ignorantes o no, les encanta controlar.

No hay nada que les fascine más. Controles de precios, de capitales, de propiedad privada, control, control y más control.

O sea, que la solución pasaría por adoptar una ley que prohíba a las empresas bajar los salarios, y voila, ya tenemos la receta mágica para tener un empleo de calidad. Qué fácil.

Este hombre es de los que creen que los suizos son ricos porque tienen un salario mínimo alto, cuando en realidad es al revés: los suizos tienen un SMI alto porque son ricos. Y no son ricos por prohibir a las empresas echar empleados o por crear empleo no precario por decreto.

Cosas como esas ya las hacen Venezuela (donde no se puede ya despedir a un trabajador) o Cuba.

Pero como siempre, las causas de la miseria de esos países son, o bien de los “especuladores” y “acaparadores” o bien del “embargo”. Siempre hay razones para todo, cómo no.

Con respecto a la implantación de una renta básica universal, creo que Toxo debería ser optimista, pues todos los caminos apuntan a que se acabará adoptando una medida de ese tipo tarde o temprano. Sobre todo cuando la sociedad española clame por más estado luego del próximo colapso de los mercados.

Una vez lleguen los recortes de verdad, entonces veremos cómo las masas, en vez de alejarse del estado, se lanzarán a los brazos de este, y entregarán sus almas a cambio de un plato de lentejas.

Uno de los ingredientes estrella de ese plato de lentejas será la renta básica “universal” (2). Pero, desgraciadamente, esas y otras medidas estrella de los futuros gobiernos totalitarios de España no lograrán que el país se vea inmerso en una miseria cada vez mayor, menos aún cuando empiecen a radicalizarse y adoptar controles de precios masivos, justo como en Venezuela.

Esos días, en los que habrá renta universal, controles de precios, controles de capitales, cientos de miles de una “intendencia de precios” y otros organismos controladores (cómo les gusta controlar a alguna gente), prohibición de despido, etcétera, serán días en los que veremos cómo los estantes de los supermercados son pastos de las telarañas.

Será justo los días que más medidas intervencionistas haya, cuando peor estemos, pero aún así, buena parte de los seguidores de las tesis socialistas no se darán cuenta.

Seguirán clamando por más medidas aún.

Esos días habrá buenas posibilidades de empleo estando enrolado en la “intendencia de precios” u órganos con nombres parecidos que crearán los totalitarios.

Eso sí, posiblemente esos días la bolsa esté subiendo mucho, estilo Caracas, aunque no pensemos que eso quiera decir que el negocio bursátil va bien precisamente.

Espero que cuando lleguen esos días, al menos Toxo sea de los que se dan cuenta de que todo lo que defendía anteriormente era erróneo.

A veces pasa en la vida que la gente se da cuenta.

A veces no.

Sobre todo cuando la gente goza de puestos de poder.

Maduro y Castro no sueltan sus puestos tan fácilmente, aunque tengan sus cuentas bancarias en paraísos fiscales en dólares. Eso dos, sí que me atrevo a decir, que además de ignorantes, son malvados.

  1. Lo de ciudadano siempre queda muy abstracto con los defensores del estado total. Normalmente, la definición de ciudadano para esta gente, es cualquier persona que viva en el mundo, sea en China, África o América.
  2. Al igual que el punto anterior, no sabemos muy bien cómo de universal será esta renta. ¿Bastará ser ciudadano del mundo, de España o de Europa?

Fuente: http://economia.elpais.com/economia/2015/04/04/actualidad/1428160326_663337.html

Abre una cuenta de práctica sin riesgo con el mejor broker de Forex en el mercado hispanohablante

El 83% de los clientes pierden dinero cuando hacen trading con este proveedor. Los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de perder rápidamente el dinero debido al apalancamiento. Debe considerar si comprende los CFDs y si puede permitirse el alto riesgo de perder su dinero