¿Es momento para invertir en Gilead Sciences?

Invertir en Gilead Sciences 2016

Gilead Sciences es una de esas empresas poco conocidas en la sociedad actual, salvo en su respectivo nicho, lo cual no es óbice para que esta empresa sea una de las más exitosas de las últimas décadas en cuanto a comportamiento bursátil y financiero se refiere. Cosa que no ha de extrañar teniendo en cuenta el hecho de que se trata de una de las principales empresas biotecnológicas y, por lo tanto, líder en ese sector tan caliente.

Esta empresa farmacéutica tiene una presencia muy fuerte en varios de los tratamientos de algunas enfermedades como la hepatitis B o C y la influenza, pero es más conocida por ser el nombre icónico en el mercado de los medicamentos del HIV. Es decir, Gilead es uno de los principales actores, sino el que más en el tratamiento del SIDA.

Dicho esto, podemos estar seguros de que se trata de una empresa muy poderosa y con fuertes influencias y contactos en los gobiernos mundiales, así como en los ministerios de sanidad respectivos o la OMS.

Una de las mejores pruebas de ello es el hecho de que Donald Rumsfeld fue uno de sus presidentes.

Con datos como ese, ¿Qué fundamentales nos hacen falta?

Evidentemente, esos son los fundamentales más fuertes que podamos encontrar en una compañía.

No es el hecho de que sea una empresa eficiente desde el punto de vista financiero o productivo.

Esta empresa, a pesar de su cartel de “tecnológica” basa su mayor baza en el punto de vista regulatorio paraestatal.

Con un dominio tan enrocado del juego legislativo, podríamos decir que Gilead goza de una suerte de “monopolio” en varios de los tratamientos del SIDA, por poner un ejemplo. Y apostaría que no vamos a ver “sustitutos” a corto plazo.

En cuanto a sus productos estrella, las ventas de Sovaldi y Harvoni siguen con fuerza aunque se espera que no aumenten de la manera que han hecho en el pasado, debido a la “madurez” del mercado americano.

No obstante, con 11 productos en espera para ser aprobados como nuevos tratamientos por el ministerio correspondiente hay una probabilidad muy alta de que la empresa vuelva a conseguir nuevos productos “estrella”, esos que doblan sus ventas durante varios años consecutivos.

Pero en este caso no solo tenemos eso, sino resultados fundamentales bastante buenos, al menos aparentemente.

Por ejemplo, un aumento constante de las ganancias por acción desde hace varios años, habiendo multiplicado los mismos por 6 o 7 en pocos años y todo ello con un aumento del precio de la acción meteórico.

Además, Gilead presenta un estado de liquidez muy sólido, con capacidad de hacer frente a sus obligaciones tanto a largo como a corto plazo con bastante fiabilidad.

Salida en bolsa "catastrófica" con caída del 60/70% para multiplicarse por 10 en los siguientes diez años, además de numeroros mercados bajistas por el camino
Salida en bolsa “catastrófica” con caída del 60/70% para multiplicarse por 10 en los siguientes diez años, además de numeroros mercados bajistas por el camino

 

En cuanto a su comportamiento bursátil hasta el 2016, podemos ver como la acción ha tenido grandes movimientos desde su salida, con Split incluido, lo que la pone como una de las mejores acciones de los últimos veinte años, toda una joya que no todo el mundo pudo anticipar en su momento.

Subida espectacular en la primera década de los 2000 con una buena oportunidad de entrada en el mercado bajista del 2008, donde fue una de las grandes que menos cayó, por cierto
Subida espectacular en la primera década de los 2000

 

Dependiendo de cuando venga el nuevo gran mercado bajista en los mercados americanos o no, esta acción podría ser una buena compra o no.

Con el recorte de los últimos meses se presentó una buena oportunidad de compra, a no ser, claro está, que venga un gran mercado bajista y precios más atractivos de entrada aparezcan en el horizonte
Con el recorte de los últimos meses se presentó una buena oportunidad de compra, a no ser, claro está, que venga un gran mercado bajista y precios más atractivos de entrada aparezcan en el horizonte

 

Puede ocurrir que el mercado bajista tarde aun dos o tres años, durante los cuales Gilead pueda subir un 200%, o podría ocurrir que el mercado bajista comience ahora y la misma baje un 50 o 70%, y por lo tanto, como siempre, nunca podemos saber cuál es el mejor momento para invertir.

Sin embargo, independientemente de ello, esta empresa parece que tiene todas las papeletas para seguir siendo uno de los gigantes del futuro, ya que se trata de una entidad joven y perteneciente a la que parece una de las industrias llamadas a ser protagonistas absolutas del próximo siglo.

Deja un comentario