Rajoy y el miedo de contagio de Grecia

Mariano Rajoy no teme un efecto contagio de lo que pasa en Grecia, y así lo dijo ayer en un comunicado, según Reuters.

Lo que le faltó decir a Rajoy, es añadir “ahora”, pues es evidente que España no está atravesando por excesivos problemas en los mercados financieros, lo cual en cierto modo es lógico, ya que Mariano “cumple” con lo pactado en su momento con la Troika y eso significa que los mercados saben o intuyen que la misma y todo el peso del BCE y el contribuyente del Norte está detrás de los mercados españoles. Cosa diferente a lo que pasaría si Podemos ganara las elecciones, donde sí que veríamos empeorar la situación tal y como ha sucedido en Grecia desde la subida al poder de Syriza.

Esto, sin embargo, no es un halago a la política cobarde de Mariano ni nada por el estilo, simplemente reconocer el hecho de que de momento, los mercados financieros españoles están “tranquilos”.

Cosa distinta podríamos decir del mercado nacional de trabajo y del panorama local y regional en España con tantos partidos de corte marxista y rupturista en el poder, lo que hace que buena parte de los presupuestos de orden local estén en manos de gentes que no se caracterizan por seguir políticas de respeto de equilibrio fiscal, con las consecuencias que ello tendrá en un futuro próximo, una vez vayan saliendo a la luz los resultados económicos de dichas políticas.

Todo va poco a poco, como un rodillo. No se nota al principio, pero llega un momento que la cosa aprieta y es evidente. Lo mismo que en Venezuela, donde los primeros años del chavismo todo parecía ir bien, pero a largo plazo, tantas miles de expropiaciones, regulaciones y barbaridades han creado el estercolero que hoy en día es Venezuela, el país con mayores reservas petrolíferas del mundo, lo que hace del asunto, si cabe, más patético y lamentable.

El hecho es que el IBEX sigue como un cohete en este mercado alcista de tres años, y ante la mínima noticia de “acuerdo” entre Grecia y la UE sube de manera exagerada.

 

Continúa el mercado bajista a pesar de las tensas negociaciones en Grecia
Continúa el mercado bajista a pesar de las tensas negociaciones en Grecia

 

Ya sabemos que las acciones en esta fase de la era moderna, lo único en que están interesadas es en crecimiento inflacionario.

El mercado de bonos, por el contrario, no ha estado tan tranquilo estos últimos meses, pero tampoco podemos decir que la cosa se haya salido de guión, ya que el mercado alcista de renta fija anterior ha sido de tal magnitud, que esta reacción, aunque fuerte, es una nimiedad.

Sobre esto ya he escrito. Todo el mundo recuerda los dramáticos momentos del 2011 y 2012, con la prima de riesgo por las nubes y el tipo de interés de financiación de la economía española que no dejaba de crecer, en lo que se presumía un próximo “rescate” a la griega.

De lo que no habla la gente es de la magnitud del mercado alcista de bonos que ha habido desde el 2012, uno de los mercados alcistas en bonos más espectaculares en la historia de los bonos de Europa.

 

El mercado alcista de bonos estos últimos años fue incluso superior al bajista de la crisis de 2010-2012
El mercado alcista de bonos estos últimos años fue incluso superior al bajista de la crisis de 2010-2012. Alcista en bonos es cuando los tipos bajan

 

Supongamos que perteneces a fuertes grupos corporativos con contactos con la Unión Europea, y que en el 2012, con el bono español cotizando al 7,5% te dicen que se va a llegar a un acuerdo y se va a sacar el bazooka, tal y como dijo Dragui en su momento. Con esa información, compras una cantidad masiva de bonos, y resulta que gracias a ese rescate general del BCE cortesía de Dragui, tres años después tienes unas ganancias de capital, y de intereses de cupón, absolutamente demenciales, que es justo lo que han obtenido los que compraron bonos españoles de 10 años hace tres años. Un bono de 10 años que pasa del 7,5 a casi el 1% en tres años significa una ganancia de capital difícil de imaginar. El que compró en 2012 y venda ahora habrá hecho una fortuna.

Evidentemente, esto es todo una fantasía, y ni el bono español puede seguir así indefinidamente, ni la Bolsa española, ni el optimismo de Mariano u otros españoles, ya que leo por ahí incluso a gente decir que el 2015 es el año de los brotes verdes y cosas así. Cuando en realidad, estamos más cerca del colapso que nunca.

Colapso que vendrá o comenzará del otro lado del Atlántico, o lo hará por éste, cuando la situación se torne insostenible y todo el mundo se dé cuenta de que toda esta solución de los bancos centrales no es más que una farsa, ya sea para el caso griego, el español, el italiano, el francés o el que sea. Pues ni un solo país europeo se libra de ser de facto insolvente.

Puede ser, o puede ser que no, que el momento en el que todo eso ocurra, Rajoy ya no esté en la presidencia, pero eso será lo de menos.

Abre una cuenta de práctica sin riesgo con el mejor broker de Forex en el mercado hispanohablante

El 83% de los clientes pierden dinero cuando hacen trading con este proveedor. Los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de perder rápidamente el dinero debido al apalancamiento. Debe considerar si comprende los CFDs y si puede permitirse el alto riesgo de perder su dinero