¿Será esta corrección buen momento para comprar acciones de Tesla Motors?

Parece que a Elon Musk, el jefazo de Tesla Motors, le encanta ser el centro de atención.

Si lo que pretende es que todo el mundo tanto inversor como no inversor conozcan a Tesla parece que lo consigue, porque de los grandes capitalistas de las mayores empresas mundiales es de los que más suelo ver haciendo declaraciones o apariciones estrafalarias.

Hace no mucho, en medio de la corrección de Tesla Motors, Musk comentó en uno de sus famosos Twitters que Tesla tuvo que firmar la bancarrota. Aunque más tarde, el comentario terminó con una mofa del mismo. Seguro que algunos se asustaron un poco.

Lo cierto es que las acciones de Tesla han estado teniendo un comportamiento bastante malo últimamente.

Invertir en TEsla motors 2018
Vaya con las bromitas en bolsa. Aunque al final todo vuelve a su “valor”

Con más de un 35% de caída desde máximos, muchos se preguntan si no le estará llegando la hora a este nuevo coloso de la industria y la tecnología.

De hecho, desde hace cosa de un año Tesla Motors ha sido una de las grandes perdedoras del Nasdaq, cuyo índice aún se comporta muy bien si miramos un año hacia atrás.

Mientras el Nasdaq 100 está aún un 16% por encima de su nivel de junio del año pasado, Tesla se encuentra un 23,3% por debajo.

¿Será este momento propicio para invertir en Tesla Motors?

Complicado saberlo ¿verdad?

Por un lado tenemos este buen descuento que siempre es bueno para empezar a hacer operaciones alcistas en cualquier valor popular como Tesla.

Por otro lado tenemos al clima general del sector y el mercado, a los que no les acaba de gustar nada el tema de que Tesla sea todavía incapaz de generar beneficios y se encuentre en una situación de “stand-by”.

En este sentido, estaríamos ante una acción muy peligrosa, que después de haber subido como la espuma hace pocos años se encuentra en un terreno bursátil en el que va a necesitar generar beneficios sí o sí no dentro de mucho porque de otra manera terminará por pegarse el batacazo.

Es ahí, en la duda de la viabilidad de Tesla Motors para ser una empresa con beneficios o no, el que la cosa esté tan complicada con el valor.

Por otro lado, tenemos a Elon Musk haciendo declaraciones continuas sobre la misma, alguna de ellas un tanto “graciosas” como la que comenté o hace unos días cuando dijo que los “cortos” en Tesla se iban a llevar la sorpresa de sus vidas.

Este último comentario no podemos saber cómo tomarlo.

En cierto modo a Elon, como cualquier otro gran empresario, le corresponde bien hablar de su compañía, incluso si esta está mal.

El problema aquí es que tenemos una especie de guerra psicológica en la que no sabemos a qué podemos atenernos.

Normalmente, la lógica de los mercados nos dice que cuando alguien muestra fortaleza es que está débil, y cuando alguien está fuerte muestra debilidad.

El primero de los casos anteriores aplicaría aquí, pero conociendo a este personaje de Musk uno ya no sabe ni que creer.

¿Quién sabe?

Hace cosa ya de casi tres años escribí sobre Tesla Motors y comenté que el precio de la misma estaba en una especie de rango de largo plazo entre 180 y 260 dólares, niveles para vigilar posibles grandes movimientos alcistas y bajistas.

En esos momentos, con el precio a 220, estaba claramente alcista desde un punto de vista especulativo y seguí negociando esta acción yéndome bien al principio cuando el precio se fue a 280 y sufriendo un poco más tarde con las caídas posteriores, aunque ya por aquel entonces estuve fuera de la negociación.

tesla motors acciones
La tendencia alcista de largo plazo de Tesla sigue intacta. Recoremos que estamos ante un valor muy volátil

Si nos fijamos en el gráfico de largo plazo, vemos que la caída actual es similar a las que tuvo a finales del 2015, en cuyo momento seguro que muchos estaban asustados con el posible fin de Tesla.

¿Qué pasó más tarde?

Pues que el precio de Tesla Motors casi se triplicó en los siguientes años, en un mercado alcista brutal.

Más tarde, después de alcanzar sus máximos el precio de Tesla ha estado haciendo zigzag, en un mercado lateral de libro que duró un año, antes de ser roto por este mercado bajista (corrección más bien) actual.

Si nos dejamos llevar por el corto plazo diríamos que el sentimiento es negativo.

Caída y ruptura de soportes anteriores.

Empresa incapaz de dar beneficios.

Y sin embargo, si miramos el gráfico a largo plazo, el de los últimos 5 años, todavía vemos como la acción tiene una tendencia alcista bastante evidente, que nos dice que no estamos ante una empresa fracasada, de momento.

Por muy fuertes que sean estas correcciones, no son sino reacciones lógicas después de unas subidas exageradas de precios en los periodos anteriores. Es decir, no son sino consecuencia de una volatilidad muy grande en este tipo de valores.

Mirándolo así, y viendo el 2016, casi que nos podríamos inclinar a pensar que este es un buen momento para comprar acciones de Tesla Motors, o incluso para invertir.

Lo de invertir es una apuesta más a largo plazo y no voy a comentar mucho aquí, más allá que es una empresa arriesgada que si le sale bien la cosa puede convertirse en uno de los colosos del futuro, o si sale mal puedes perder todo. En caso de querer invertir en esta acción lo más recomendable como siempre, sería tenerla como parte de una cartera bastante grande y diversificada.

En cuanto al “corto plazo”, yo lo sigo teniendo claro y, de hecho, me parece un momento interesante para buscar posiciones alcistas interesantes, por ejemplo, si el valor supera los casi 310 dólares de su resistencia a corto que se formó estos últimos días con el rebote.

No obstante, quizá sea un poco pronto, pero en esto de la Bolsa nunca se sabe.

Si el momentum alcista continúa más tarde, no me extrañaría ver el valor subiendo por encima de los 400 dólares.

Sin embargo, aquí estoy hablando de momentum y de si la acción comienza a subir de nuevo.

Si no, no deberíamos descartar nada, ni siquiera fuertes problemas más adelante, pues no son pocas las voces que están en contra de Tesla y su modelo y vaticinan un fracaso de su producto.

Por ejemplo, en el twit de Elon Musk donde amenaza a los cortos con ser destrozados, en clara referencia a las dos casas de análisis, Bernstein y RBC Research Analysts, las cuales están “cortas” en Tesla con sendos informes no muy positivos, por decirlo así.

Tesla no solo da pérdidas sino que su liquidez parece que no se encuentra en buen momento, con sus bonos sufriendo de lo lindo.

Sinceramente, con Tesla tenemos una situación bastante explosiva.

Ni siquiera la subida de estos meses del precio del petróleo, en teoría buena cosa para Tesla, la está ayudando mucho.

¿Crees que Tesla Motors acabará colapsando o por el contrario terminará por dar la sorpresa y se montará en otro gran mercado alcista?

Deja un comentario